Los 5 errores más recurrentes antes de querer comprar una casa.

En el sector de bienes raíces, muchas personas cometen errores de lo más comunes al comprar una casa. En Cardona Capital Inmobiliaria queremos evitar que eso te ocurra, así podrás hacer tus adquisición con más confianza.

No tener un presupuesto definido
Este tema puede ser un error recurrente y debería de ser un tema a considerar de manera inmediata. No te recomendamos empezar con una búsqueda de una propiedad sin antes tener definido el presupuesto de la vivienda y además estar consiente de los gasto que conlleva esta operación como escrituras, avalúo, etc.
Tienes que tener en cuenta también que al momento de pensar en adquirir un crédito hipotecario es necesario pensar los años que tendrás que estar pagando tus mensualidades, sin olvidarte de un dato tan importante como el siguiente: a menos años, más desembolso mensual. Así que tú decides el procedimiento.

Ignorarlas agencias inmobiliarias
Si quieres una guía, apóyate en la agencia con la cual puedas confiar para llevar a cabo tu búsqueda. Una agencia inmobiliaria puede llegar a ser tu mano derecha cuando quieres adquirir una nueva propiedad. Si lo que deseas es buscar asesoramiento, nadie mejor que una empresa que forma parte del sector para que estés al tanto sobre el tema.Así podrás escuchar sus consejos y te permitirá hallar precios rentables.

Anteponer la emoción a la razón
Guiarse por las emociones es muy fácil, tan solo tienes que dejarte arrastrar por lo que sientes hasta desembocar donde la corriente te lleve. Pero ese camino, aunque resulte sencillo, no significa que sea el correcto. Este tema va más allá y debe de ser analizado con calma. Debes contemplar tus necesidades y encontrar una casa que se ajuste a ellas.

No prestar atención a la ubicación
Puede que tu casa tenga todo lo que deseas: las habitaciones del tamaño que deseas, un salón amplio, mucha luz natural, terraza, un precio razonable… Pero ohhh sorpresa estás aislado o está lejos de todo. Para ir al supermercado tienes que manejar en auto, no hay colegios cerca, las conexiones con otras zonas son horribles o aún peor la ciudad no tiene crecimiento exponencial para esa zona. Y es justo ahí cuando te das cuenta de que una calidad de vida buena depende de la ubicación de tu casa.

No comparar precios
Si existe algo en el cual puedas estar fallando, es el de no recopilar información. Si lo haces, podrás conocer cómo está el mercado y serás capaz de valorar distintas opciones. No te sentirás estafado. Tampoco tienes que tomártelo como si estuvieras regateando en el mercado de Tepito. Pero si consultas los precios de otras viviendas podrás saber negociar y llegar a un precio justo y obtener un excelente trato.

Deja un comentario